El blog de Alvaro Boiero

"Vive como si fueras a morir mañana. Aprende cómo si fueras a vivir siempre" Mahatma Gandhi

El blog de Álvaro Boiero

geo

"Vive como si fueras a morir mañana. Aprende cómo si fueras a vivir siempre" Mahatma Gandhi

La evaluación hidrogeológica: un enfoque científico para evaluar la viabilidad de un pozo profundo

La evaluación hidrogeológica debe ser el punto de partida de cualquier proyecto de pozo profundo para el aprovechamiento de aguas subterráneas, ya que aporta información fundamental para decidir la viabilidad del mismo en un sitio determinado, en base a criterios y metodologías científicas, auditables y verificables.

Contenido

Premisas básicas para la evaluación hidrogeológica

En un proyecto de pozo profundo para aprovechamiento de aguas subterráneas, el principal objetivo de la evaluación hidrogeológica es revisar algunos aspectos importantes del área donde se tiene planificado o se requiere el pozo profundo, y establecer algunas pautas mínimas para su ejecución.

 

Básicamente, en toda evaluación hidrogeológica se busca dar respuesta a tres interrogantes sumamente importantes, que se muestran en la Figura 1.

Figura 1 Premisas básicas en una evaluación hidrogeológica.

Resulta evidente que estos interrogantes son los que se haría cualquier propietario (sea un ente público o privado) antes de realizar una inversión para la construcción de un pozo profundo. Y es precisamente por esa razón, que la evaluación hidrogeológica es tan importante como punto de partida del proyecto, ya que permitirá estimar, por medio de un método científico, la probabilidad de encontrar agua en el subsuelo del área estudiada.

Análisis preliminares en un estudio hidrogeológico

Existe la creencia errónea de que el agua subterránea se acumula en lagos subterráneos o fluye en ríos subterráneos. Nada más lejos de la realidad. El agua subterránea es, simplemente, el agua subsuperficial que satura completamente los poros o las grietas de los suelos y las rocas, tal como se observa en la Figura 2.

 

Es por eso que al iniciar una evaluación hidrogeológica, es importante analizar el paisaje del área de interés, dado que puede ofrecer pistas sobre la existencia de aguas subterráneas. Por ejemplo, debe tenerse presente que es más probable detectar aguas subterráneas poco profundas en mayores cantidades bajo los valles que bajo las colinas, dado que las aguas subterráneas obedecen a la ley de la gravedad, y por ende fluyen hacia abajo al igual que las aguas superficiales. En las regiones áridas, por su parte, la presencia de plantas «amantes del agua» es un indicio de la existencia de agua subterránea a poca profundidad o profundidad media. Asimismo, en cualquier zona en la que aparezca agua en la superficie (como manantiales, filtraciones, pantanos o lagos), debe existir agua subterránea, aunque no necesariamente en gran cantidad o de buena calidad.

Figura 2 El agua subterránea: zonas saturada y no saturada (Fuente: modificado de USGS, 2022. Disponible en https://www.usgs.gov/special-topics/water-science-school/science/how-do-hydrologists-locate-groundwater)

Por otro lado, en caso de que el sitio de interés se encuentre en una zona rocosa, debe prestarse especial atención a las formaciones que afloran en el área: si se detecta la presencia de arenisca, caliza o granito, que son rocas porosas por las que el agua puede circular, existe mayor probabilidad de presencia de aguas subterráneas.

 

Si, por el contrario, el área de interés se encuentra en un valle, donde predominan sedimentos no consolidados, existirá mayor probabilidad de detectar un acuífero explotable en estratos de arenas y gravas, que permiten el flujo de agua a través del terreno.

 

De acuerdo a lo anterior, es evidente que el análisis del paisaje y de las características climáticas del área de estudio, resultan de mucha utilidad para desarrollar una evaluación hidrogeológica preliminar. 

 

El paso a paso de la evaluación hidrogeológica

El U.S.G.S. (U. S. Geological Survey) recomienda el siguiente paso a paso para efectuar una evaluación hidrogeológica en un área determinada:

 

  1. Preparación de un mapa geológico. En dicho mapa, deben incluirse los diferentes tipos de roca que afloran en la superficie del terreno. El objetivo de este mapa es diferenciar entre aquellas rocas que puedan encontrarse agrietadas y fisuradas, de manera que proporcionen aberturas para llevar el agua al subsuelo; de aquella rocas que, o bien se encuentren muy plegadas, o bien se encuentren relativamente sanas y poco meteorizadas.

 

  1. Recopilación de información sobre pozos existentes. Es importante contar con información sobre la ubicación, la profundidad perforada, la profundidad a la cual se encuentra el agua, la cantidad de agua bombeada, el nivel de abatimiento, y los tipos de roca que penetran los pozos relativamente cercanos al área de interés.

 

En caso de que no existan pozos en la zona, o no se disponga de suficiente información sobre los existentes, es necesario construir algunos pozos de prueba, a fin de determinar las propiedades del acuífero, especialmente qué cantidad de agua se mueve por el mismo y el volumen de agua que puede entrar en el pozo.

  1. Toma de muestras de agua. Si el pozo será construido para uso humano, la calidad del agua es tan importante como la cantidad, por lo que será necesario tomar muestras para efectuar ensayos físico-químicos al agua, y evaluar su calidad.

 

  1. Preparación de la evaluación hidrogeológica. El informe preparado por el Hidrogeólogo deberá incluir, como mínimo, el mapa geológico donde se indique la mejor ubicación para construir el pozo y la profundidad mínima que deberá alcanzar, así como la estimación de la producción esperada y las características físico-químicas del agua a extraer.

 

Tal como se desprende de la información resumida anteriormente, la realización de la evaluación hidrogeológica proporciona las bases para la toma de decisiones sobre la viabilidad o no de un proyecto de pozo profundo, considerando para ello un enfoque científico, auditable y verificable.

Referencias

  • De Sola, O. (1967) “Hidrología y Propiedades de los Acuíferos”. Tema II de la obra Desarrollo de Aguas Subterráneas. Programa de Educación en Ingeniería Sanitaria de la Universidad Central de Venezuela. Caracas, Venezuela.
  • Powers, P.; Corwin, A.; Schmall, P. & Kaeck, W. (2007) “Construction Dewatering and Groundwater Control”. Third Edition. John Wiley & Sons, Inc. New Jersey, USA.
  • USGS (2022). How do hydrilogists locate groundwater? Disponible en https://www.usgs.gov/special-topics/water-science-school/science/how-do-hydrologists-locate-groundwater

2020 - geo blog Todos los Derechos Reservados